Antiparasitarios. Salud y prevención. ¿Cómo protegerlos?
1322
page-template-default,page,page-id-1322,page-child,parent-pageid-506,cookies-not-set,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,no_animation_on_touch,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive
 

Antiparasitarios para gatos

Antiparasitarios para gatos

 

No podemos olvidarnos de los antiparasitarios para cuidar de la salud de nuestro gato. Es necesario tenerlo correctamente desparasitado. Si hablamos de un cachorro se debe desparasitar hasta los 3 meses de vida cada dos semanas. Una vez alcanzada esa edad se tiene que hacer cada 3 o 4 meses aunque el gato no salga a la calle. Si lo hace, al jardín o incluso si viven al aire libre con mayor motivo aún.

Siempre es necesario dejarnos aconsejar por nuestro veterinario para saber cómo hacerlo de forma correcta y cuáles son los tipos de antiparasitarios que nos puede recomendar para nuestro gato.

 

 

Parasitos internos

 

Los parásitos internos son microorganismos que se localizan en los intestinos de los gatos, los conocemos comúnmente como lombrices. Hay muchas clases de estos parasitos. Gusanos y lombrices con distintas formas y de mayor o menor riesgo para el gato.

Disponemos de distintos tipos de antiparasitarios para luchar contra ellos, pastillas, líquidos e inyectables. Como siempre hemos de consultar con el veterinario para saber cuál nos aconseja y como debemos usarlos.

 

 

Parásitos externos

 

Los parasitos externos que encuentran en su piel y en el pelo. Pueden transmitir enfermedades importantes además de picores que harán que tu gato no pare de rascarse e incluso llegue a sufrir algún tipo de dermatitis, mal aspecto del pelaje, cólicos y diarreas. La pulga puede tener todas estas consecuencias y son difíciles de eliminar y se pueden alojar tanto en la piel de tu gato como en alfombras, moquetas, muebles…

Los ácaros no se detectan a simple vista pero son muy molestos y causan la sarna. Suelen ubicarse en la cabeza, cuello y orejas. Son los causantes de muchas enfermedades de la piel que pueden ir desde picores hasta costras, inflamaciones o caída del pelaje.

Las garrapatas son menos habituales en los gatos domésticos pero puede darse el caso. Si en alguna ocasión detectaras alguna lo mejor es quitársela cuanto antes. Usa guantes y un poco de aceite o alcohol. Ten cuidado de quitarla con mucho cuidado para que no quede adherida ninguna parte de ella a la piel del gato. Llévale al veterinario para que te recete un producto adecuado para prevenir de nuevo su aparición.

Antiparasitarios de aplicación externa y que nos valen como preventivo y tratamiento: los champús, sprays, pipetas, collares… Además los de Antiparasitarios de aplicación interna, líquidos vía oral, inyecciones y pastillas.

Antiparasitarios gato

Salud y prevención

 

Es importante evitar los parásitos en los gatos, para ello la mejor medicina es siempre la prevención. Una correcta administración de antiparasitarios con la periodicidad adecuada hará que la salud de nuestro gato no se vea afectada por estos inquietantes y molestos bichos.

 

Si tenemos dudas sobre que antiparasitario comprar, cada cuando se lo debemos de aplicar o el modo de hacerlo siempre es bueno acudir al veterinario para que sean ellos los que valoren cual le va mejor a vuestro gato.

 

 

 

 

Otros artículos de interés

 

Pin It on Pinterest

Share This