Gato Himalayo: Origen, características físicas y cuidados
1049
page-template-default,page,page-id-1049,page-child,parent-pageid-134,cookies-not-set,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive
 

Gato Himalayo

raza de gatos himalayo

Himalayo

Tamaño Mediano
Peso 3-5 kg
Vida 10-15 a
Carácter Curioso
Actividad Baja
Pelaje Largo
Cuidados Difícil
Salud Regular

 

El gato Himalayo

 

El gato Himalayo es un cruce entre la raza persa, de quien ha desarrollado sus características físicas y del siamés, de quien ha heredado el patrón de colores característico. Esta combinación hace un gato único y elegante.

 

 

Origen

 

El origen del gato Himalayo aparece en Suecia en los años 30, aunque el estándar oficial de la raza que conocemos hoy en día no se fijó hasta los años 60. Su nombre se debe al gran parecido con el conejo Himalayo.

 

Apariencia

 

  • Cola gruesa
  • Orejas pequeñas
  • Fuerte

 

 

Apariencia

 

  • Cola gruesa
  • Orejas pequeñas
  • Fuerte

 

Personalidad

 

  • Extrovertido
  • Inteligente
  • Curioso

 

 

Características

 

La apariencia del gato Himalayo es la fisionomía de un persa con las características cromáticas del siamés. Existen quienes lo señalan como un siamés de pelo largo, aunque la realidad es que se trata de una subraza del persa.

De tamaño medio y compacto, robustos, al igual que los persa. Con la cabeza redonda, orejas pequeñas y separadas que dan importancia a los característicos ojos azules. La cara parece muy plana debido a su nariz chata al igual que los persas.

El manto del gato Himalayo es suave y con las tonalidades propias del siamés.

 

 

Comportamiento

 

Raza inteligente y simpático. Muy observador con gran facilidad para aprender. Muy obediente, leal y tranquilo. Disfruta de la tranquilidad, aunque busca el cariño de sus dueños. Es buen cazador, si sale al exterior le gustará cazar animalitos.

No es muy ruidoso y se adapta a casi todos los entornos, incluso casas pequeñas.

 

 

Cuidados

 

Como subraza persa hay que cuidar a diario su pelaje, con cepillados frecuentes, para evitar enredos y bolas de pelo, y evitar problemas digestivos. Hay que suministrarle malta para ayudar a eliminar esas bolas de pelo.

Es de las pocas razas que debe bañarse una o dos veces al mes, con los productos apropiados; champú y acondicionador específico para obtener un pelo bonito y brillante.

 

 

Salud

 

Las enfermedades más comunes en los gatos Himalayo son similares a los persas:

  • Formación de bolas de pelo, ocasionando atragantamiento y/o obstrucción intestinal.
  • Alteraciones oftalmológicas debido a su cara chata
  • Alteraciones mandibulares y faciales, igualmente por su cara chata

Debido a su cara chata es propenso al lagrimeo de sus ojos, haciendo que la zona ocular se oxide, siendo un foco de infección. Por ello, hemos de estar bastante pendientes de sus ojitos y nariz y limpiarlos de la forma adecuada con suero fisiológico, ya que pueden generar erupciones cutáneas y llagas en la cara.

Pin It on Pinterest

Share This